Vida Cristiana

0 vanidad en nuestro corazón

La vanidad se define como un tipo de arrogancia, engreimiento, una percepción exagerada de la soberbia. La vanidad hace que el hombre no necesite de Dios.

La vanidad es un cáncer en muchas personas, es un problema que no se debe dejar crecer en los corazones, como vimos en los versículos anteriores, no le agrada a Dios es mas dice que Dios no oirá la vanidad. Y es que Dios nos pide que seamos humildes y cuando una persona es vanidosa empieza a creer que todo lo que tiene, y sus dones y talentos son por capacidad propia, y no porque vengan de Dios.

Además cuando en nuestra mente existen pensamientos vanos, sobre el bienestar propio, nos volvemos egoístas, pensamos en lo material y en las cosas de este mundo y nos olvidamos de lo esencial que debe reinar en nuestros corazones, cuando empieza un interés equivocado y nos desviamos del verdadero propósito que Dios quiere atraves de nosotros, y es cuando algunos empiezan a tener vanagloria.

Es un problema tan grave en que muchas personas caen, cuando olvidan que nadie es merecedor de nada, que todo lo que somos y tenemos es por gracia, el problema esta cuando olvidamos quien es el mas importante y quien es el único que debe recibir todo honor y gloria, Mas por él estáis vosotros en Cristo Jesús, el cual nos ha sido hecho por Dios sabiduría, justificación, santificación y redención;
para que, como está escrito: El que se gloría, gloríese en el Señor. 1 de Corintios 1:31.

Y esto conlleva que de lo único que debemos sentirnos orgullosos es de JESUCRISTO! Y no desviar nuestra mirada del único merecedor de todo, ya que a veces pensamos tanto en lo material, en los grandes templos, en tener la mejor iglesia, el mayor número de personas en las congregaciones, el mejor grupo de alabanza, y cuando del mundo se trata, cuando pensamos mas en nosotros mismos y nos olvidamos a lo que Dios no ha llamado, cuando empiezo a darle lugar a mis propios intereses, mi trabajo, la posición social y algunas actividades que no son las de un cristiano, pero porque son las que están de “moda” empezamos a adoptar estas formas de vida, hay un sin número de tradiciones del mundo en las que nos llaman mucho la atención, pero debemos pensar si a Dios le agradan. Por eso Dios dice que todo en este mundo es vanidad, y eso de nada vale para el Señor.

No demos lugar a q crezca nuestro Ego, y que le demos lugar más a nuestro YO, porque hay que recordar que debemos negarnos a nosotros mismos para agradarle a aquel que nos amo y 0% de vanidad en nuestros corazones.

Dios dice que seamos humildes como Jesús, a quien debemos imitar y seguir.

Aparta mis ojos, que no vean la vanidad;
Avívame en tu camino. Salmo 119: 37

Aborrezco a los que esperan en vanidades ilusorias;
Mas yo en Jehová he esperado. Salmo 31: 6

Quita, pues, de tu corazón el enojo, y aparta de tu carne el mal; porque la adolescencia y la juventud son vanidad. Eclesiastés 11:10

Fuente: destellodesugloria.org

A CONTINUACIÓN DEJE SU COMENTARIO A ESTE ARTICULO